No por miedo a errar vas a dejar de jugar.

Mi foto
Simpática, sociable, divertida, positiva, creativa, comprensiva, extrovertida, decidida, justa, compañera, alegre, respetuosa, sincera, apasionada, amable, humilde, amigable, solidaria, llamativa, neutra, segura, fiel, carismática, imaginativa, puntual, directa, defensiva. Miedosa, impulsiva, distraída, sensible, egoísta, vengativa, rencorosa, vaga, cabeza dura, charlatana, arriesgada, impaciente, orgullosa, inquieta, celosa, contestadora.

jueves, 17 de febrero de 2011

Es un juego que a todos nos toca vivir, nadie se salva de él. Algunos se obsesionan y juegan con sus límites, algunos logran encaminarse y tomarlo con sinceridad. Los casilleros se saltean, los dados no tiene siempre el mismo número, inclusive los que deberían llevar. Es el juego más complicado que exista. Tiene miles de reglas o tan solo unas pocas; se juega de a uno, de a dos o más... todo depende a quién le toque jugarlo.
Muchos de ellos imponen reglas que lastiman; otros tantos empiezan con su estrategia y terminan perdidos en el juego de los demás sin poder salir de él. Quienes decidieron nunca jugarlo no saben que desde el día que pisaron el mundo lo hacen, pero cuando se trata de llevarlo a un nivel más alto nada quieren saber de él, y tarde o temprano caen como fichas en el tablero, y muchos resultan ser buenos postulantes a ganar.
De este juego no se sale, este termina el día que se decide salir de este mundo, de este espacio pero dejando consecuencias y trabas en el juego de los demás, impidiendo que muchos no puedan tirar otra vez los dados y estancarse prácticamente hasta que el juego finalice.
El juego puede enloquecerte, puede hasta controlarte.
Las reglas que cada participante impone parecen sensillas pero una vez aliado a este jugador no suelen ser respetadas y se produce un "vuelva x pasos atrás". Muchos de ellos vuelven al inicio por no saber jugar o porque ese juego no les corespondía y debían realizar uno nuevo.
Los aliados son muy importantes, y cuando encuentras al aliado perfecto puede que finalices el juego con él.
Cada juego es una historia, todos tendrán tropiezos, volverán pasos atrás y muchos avanzarán de golpe. Algunos superan la obsesión, muchos juegan solos estando aliado a alguien y muchos jugarán en tu contra para destruirte y verte perder o comenzar de cero.
Existe un comodín que se tiene de a momentos, largos o cortos todo depende de como se juegue. Este te da una inmunidad donde cada golpe que quieras recibir no te haga retroceder y avances sin problema.
Es un juego solitario y competitivo algunas veces; muchos quieren verse superior y no disfrutan de jugar libremente y vivir el juego de la mejor manera. Cuando llegan al final se arrepienten. Otros juegan solos porque ese aliado no le corresponde o no suela a quién eligió para compartir el juego; muchos intentan escabillirse y si lo logran generalmente terminan empezando de nuevo todos.
No existe juego perfecto pero si que se asemeje; y no se concidera ganador si terminas tu vida con quién decidiste aliarte, sino si supiste jugar siguiendo todas las reglas superando y esquivando todas las fichas y tropiezos que pudiste o tuviste.
El juego ganador se hace con el corazón.

1 comentario:

Ahórrate comentarios innecesarios.